hotel con encanto en Sevilla

 

Te alojas en un hotel con encanto en Sevilla y te dispones a comerte una ciudad milenaria en todos sus sentidos. Pero debes que saber que es una ciudad con muchos contrastes. Podrás disfrutar de monumentos espectaculares como la Catedral, la visita a la Giralda y disfrutar de unas vistas tan maravillosas como el río Guadalquivir y la plaza de toros. La plaza de toros de Sevilla es ovalada. Solo lo verás desde lo más alto de la Giralda. Disfrutar de los Reales Alcázares, un lugar mágico con siglos de historia. Y pueblos que han pasado época tras época.

 

Perderse por las tiendas de la calle Tetuán y sierpes. Disfrutar de la plaza del Salvador al mediodía día tomando una cerveza mientras te sientas en las escaleras de piedras de la iglesia del Salvador. Bares y restaurantes con platos tanto autóctonos como creativos y las nuevas tendencias. Meterte en una tasca del Arenal adornado con temas taurinos y con un olor y sabor distinto al resto de la ciudad. Un hotel con encanto Sevilla te ofrece las posibilidades de seguir una ruta turística predeterminada. Pero Sevilla es para perderse por sus calles míticas. Una copa en la terraza del hotel con vistas a los altos de la Catedral y de la Giralda.