En pro de que tengamos una estupenda salud y de que podamos detectar problemas de manera precoz se hace necesario que, de manera periódica, procedamos a realizarnos exámenes médicos. En concreto, entre los mismos se encuentra uno que se recomienda a las mujeres y que lleva el nombre de colposcopia.
Viene a ser una prueba que se ha convertido en pieza fundamental para poder detectar el cáncer genital. Y es que gracias a la misma el doctor en cuestión puede ver de manera clara y ampliada lo que es la superficie del cuello del útero o cérvix. Eso permite, por tanto, que pueda detectar a tiempo lo que son lesiones que luego podrían degenerar en la citada enfermedad.
Es más, también la ayuda a realizar biopsias en zonas que se consideran que podrían estar afectadas por el mencionado cáncer.

colposcopia