ensalada de verduras

pexels-photo-434258

El método del balón intragástrico para combatir la obesidad es uno de los métodos o técnicas para esta enfermedad. Una enfermedad crónica y prevenible que tiene su origen en múltiples factores. Una de las más famosas ya que es una intervención no invasiva que se hace por endoscopia. Consiste en la colocación en el estómago de un balón de silicona expandible. La intervención dura unos veinte minutos y es un proceso ambulatorio bajo sedación del paciente. Tras un proceso de adaptación, fases de tomar líquidos y semilíquidos se pasa a comer con hábitos saludables.

Tras ese periodo el balón intragástrico se retira con el mismo método endoscópico. Los pacientes tienen una pérdida de peso considerable de entre 15 a 35 kilogramos. Este método es para pacientes con sobrepeso leve o moderado. Otro es el método apollo que también es una intervención endoscópica y se procede a realizar unas suturas en el estómago. El paciente al igual que con el balón deberá tener una fase de reeducación alimentaria.