Con el verano nos apetece sentir que vivimos en lugares tropicales o cercanos al mar. Por eso, puedes crear un ambiente tropical en tu hogar para hacer que tu cuerpo se sienta mejor en el hogar. Puedes crear, por ejemplo, en la zona de tu porche un chill out con cañas de bambú y telas que te recuerden a una isla o una playa. Puedes poner incluso techos rústicos de caña en esa zona para recrear una cabaña en una isla desierta del Caribe.

Si cuentas con un jardín con piscina puedes crear una plataforma con hamacas y camas balinesas de almohadones blancos. Para que todo el lugar parezca sacado del paraíso puedes poner junco por todo el cercamiento de tu jardín. Puedes acudir a algún establecimiento con venta de junco y comprar los metros que necesites para el vallado de tu hogar. Con estos cambios crearás un lugar tropical vivas donde vivas y así podrás sentirte en unas vacaciones constantes.